Armas de Desinformacion Masiva - Control de los Medios de Comunicación




“El gran capital domina no solo la objetividad gracias al control de los medios de producción, sino la subjetividad gracias al control de los medios de comunicación e información.” Silo, Documento Humanista.

La Comunicación coherente es fundamental para el ser humano, para los organismos que lo componen y para los que él genera y transforma. Si no hay comunicación entre los pueblos, no hay conocimiento, organización ni evolución, si no hay comunicación entre las personas, no hay comprensión del otro y de uno mismo, si no hay comunicación entre los órganos internos del mismo cuerpo, estos perecen; si no hay comunicación interna, dialogo interno, con uno mismo, se genera confusión, falta de sentido desorden y sufrimiento. En síntesis: La comunicación coherente genera organización y evolución y la falta de comunicación genera desorden y violencia.

La comunicación comparte información, la información genera acciones mentales, físicas, sociales, es decir actos humanos. Es a través de la información que se decide qué hacer, información interna e información externa.

Los medios de comunicación son las vías de información de la población mundial.

Los medios de comunicación sin discriminación, ni manipulación y al servicio de la gente, generan reciprocidad, reconocimiento, organización social y personal, y evolución de la humanidad. Si todas las personas del mundo tuviéramos acceso a los medios de comunicación sería sorprendente el intercambio de conocimiento que la gente estaría dispuesta a generar. Seríamos más sabios, más fuertes, más evolucionados, pero sobretodo más sensibles y abiertos a la comunicación con otros.

A través de ellos podríamos saber que sucede en el punto más alejado del planeta, podríamos colaborar con otros, aportar y recibir conocimiento, entendiendo que el conocimiento de la humanidad, es patrimonio de la humanidad y que gracias al intercambio de conocimiento el ser humano ha evolucionado a través de la historia.

Es evidente que el desarrollo de las comunicaciones en las últimas décadas, junto con el de la tecnología, abre insospechadas oportunidades de un futuro esperanzador gracias a la interconexión de personas, organizaciones y culturas que cohabitan un mismo espacio comunicado, todo el mundo.

Sin embargo, en el contexto del sistema que impera en el mundo actual donde se ha ubicado al dinero como valor central, se ha convertido a los medios de comunicación y la tecnología, en herramientas para promover el consumo, el adormecimiento y la división de las poblaciones; aislándolas con la difusión y la propaganda de un sistema que favorece a muy pocos y que aleja de las reales necesidades y aspiraciones de la gran mayoría.

A través de los medios de comunicación se manipula a la población mundial, se le adormece con miles de ensueños estúpidos de triunfo y éxito sobre los demás, bellas falsedades, individualismo, indiferencia y sobretodo violencia en todas sus formas, colores, olores y sabores. Se difunde un solo punto de vista frente a la vida, discriminando y rechazando la diversidad de puntos de vista, ideas y creencias que hacen a la humanidad rica y diversa.
Las personas o movimientos sociales que combaten el poder no tienen cabida en el circo de la información. Cuando son el centro de atención, porque alguna circunstancia les hace atractivos y espectaculares, sufren tal manipulación que su mensaje queda totalmente tergiversado, cuando no, anulado. Existen infinidad de casos: huelgas, manifestaciones de minorías, insumisión, ocupación, etc.

Al parecer no existen buenas noticias pues el 90% de la información de los medios masivos de comunicación están plagadas de violencia; nos preguntamos ¿Dónde quedan las buenas noticias? ¿Dónde están los actos no violentos que los seres humanos generan día a día? ¿Será que no les conviene que la gente sonría, se organice e imagine un futuro sin violencia?. Después alarmados se preguntan: ¿Cómo es que llegamos a estos niveles de violencia?!, cuando la metodología de acción de los grandes centros de poder, es la violencia. Siendo esto así, se nos presenta la siguiente paradoja: si el poder está tan preocupado por la violencia como dice, ¿Por qué la alimenta multiplicando su eco?

La historia, como los medios de comunicación cuenta una versión de los hechos, la versión violenta y manipuladora, generalmente conveniente a los señores del dinero y la violencia.

Los medios de comunicación no reflejan a la verdadera sociedad humana, sino al contrario, intentan orientar a la sociedad de acuerdo a sus intereses. (Poder, control, manipulación, dinero y violencia)

Todas y todos tenemos derecho a informar sobre nuestra realidad y que nos informen otros de la suya, sin que nadie manipule dicha realidad a su antojo y beneficio.

Los medios de comunicación deben estar al servicio del crecimiento de la vida, no al servicio de la compensación de la nada.

“Es la fe en el ser humano la fuerza que anima nuestro vuelo!… Y que una estúpida y pequeña cultura materialista, trata de denigrar arrastrando todo hacia los antivalores y la desintegración... Ese no es un buen camino ni un buen ejemplo!” (Silo 1999 y 2004-Punta de Vacas)


Link al Video



imaginatuvuelo.blogspot.com

0 comentarios:

Publicar un comentario

Habilita tu perfil en Blogger o comenta tildando la opcion anonimo.Gracias por comentar...



 
Ir Arriba